18
Ene

El Jardín de la Banda Ancha (y3)

Escrito el 18 Enero 2006 por Salvador Aragón Álvarez en Convergencia / Convergence

El último de los escenarios corresponde a las campanillas de invierno, una planta que anuncia la llegada de la primavera. En nuestro caso el escenario anuncia un brillante desarrollo de la banda ancha que, desgraciadamente, no terminan con concretarse en el presente.

Este escenario de ralito fracaso se inicia de forma muy similar al de las rosas. El crecimiento de servicios sobre la infraestructura fija de banda ancha, se ve acompañado por un importante despliegue de redes móviles de tercera generación que combinan localización y provisión de contenidos.

Sin embargo, a medio plazo las posibilidades abiertas por la tecnología distan mucho de ser aprovechadas. La combinación de serios problemas en el uso del espectro, vinculadas tanto a la regulación como a una creciente preocupación social en torno a la salubridad del medio radioeléctrico, inhibe el desarrollo de las plataformas móviles.

Por otra parte los problemas de seguridad en el uso de los servicios se ven incrementados. La irrupción de virus, gusanos, mensajes no deseados e incluso fraudulentos va progresivamente distanciando a muchos ciudadanos de los servicios electrónicos. La frase “analógico pero seguro” se convierte en un lugar común.

Por otra parte, la tecnología es percibida como algo cada vez más intrusivo. Como reacción a la “sociedad de la vigilancia” donde el ciudadano es monitorizado por numerosas vías, los usuarios dejan de hacer uso de tecnologías en su propio hogar. Como muestra de ello, se produce el repunte de un servicio al que todos daban por fenecido: el de las cabinas telefónicas que garantizan la tranquilidad. Para muchos jóvenes profesionales, el hecho de no estar permanentemente conectados se convierte en un símbolo de estatus.

Este escenario tan poco convencional ilustra otro de los elementos clave en la evolución de la convergencia: el control de su propia conectividad, y su propia información por parte del usuario. De igual forma, cada uno de los otros escenarios destaca el papel de un elemento crítico en el contexto europeo: la provisión de servicios, las integración de redes, las redes móviles y el valor aportado al usuario. Y sobre todo muestra lo distinta que puede ser la evolución de la Europa Digital si algunos de estos elementos se desarrolla en menor medida que el resto.

Más allá de esta reflexión entramos en el campo de la adivinación, no de la prospectiva.

Comentarios

Guzmán Salvador 18 Enero 2006 - 17:28

Sobre las campanillas de invierno que propones, yo no estoy muy de acuerdo respecto a algunos de los motivos que planteas para el escenario. Tenemos evidentes experiencias con la adopción de la tecnología (tarjetas de crédito, móviles analógicos, Internet…) que nos indican que el éxito o fracaso suele depender más del trade-off coste-implicaciones // beneficio-utilidad que el usuario se monta mentalmente en la cabeza. Creo que al final el ser humano es de pensamiento muy simple: hace lo que los demás hacen, si no le cuesta mucho y si le aporta algo. Tratar de reflexionar sobre las percepciones humanas (seguridad, confidencialidad, sensación de intrusismo…) no es que piense que es una pérdida de tiempo, no me malinterpretéis :-), simplemente mi planteamiento se centra en huir de posiciones generalistas y analizar los avances tecnológicos uno a uno.
En este sentido, estoy bastante de acuerdo con nuestro compañero Miguel Caballero en su comentario en el anterior: la clave no está tanto en el por qué de la convergencia, sino en el cómo se produce. ¿No pensáis que si las tres operadoras dominantes de telefonía móvil se pusiesen de acuerdo en poner en el mercado dispositivos 3G con voz-datos-videollamada en tarifa plana a bajo coste y con amplia cobertura no se produciría un boom de esta tecnología? Los que llevamos en esto muchos años recordamos cómo en los países nórdicos se navegaba en banda ancha y aquí sufríamos Infovía.

PD: En mi blog estoy inmerso en unas reflexiones que vienen a cuento…

Julian de Cabo 19 Enero 2006 - 08:38

Sin entrar al comentario completo de tu comentario, Guzmán, me quedo en la parte en que planteas qué ocurriría con la videoconferencia movil en un escenario de tarifa plana. Me temo que no sería muy diferente a lo que ha sucedido con la videoconferencia con tarifa plana en el “escenario fijo”: que no se usaría con una gran intensidad.
Y creo que ello sería así por algo que tiene que ver con las campanillas de invierno: la videoconferencia tiene un grado de intrusividad mucho mayor que la simple llamada, y la privacidad es un elemento que cada vez tendemos a proteger más.

Guzmán Salvador 19 Enero 2006 - 10:22

Julián: creo que me has convencido. Tu comentario sobre la privacidad en las videollamadas es muy cierto. El grado de intrusismo que se llega a producir va a echar para atrás a mucha gente. Pensando en ello se me ha ocurrido una idea divertida: sustituir nuestra imagen por la de un “avatar”, un personaje que nos represente en las conversaciones: un actor, cantante, héroe de cómic… quizá tendría “gancho” entre el público más jóven. 🙂

Fernando Garrido 19 Enero 2006 - 11:21

Si… pero. [Gracias por el resumen/análisis del Informe RAND!].

Creo que las TIC nos han enseñado que en la Convergencia Digital 1+1 no son igual a 2. Me explico: un teléfono+una batería no es solo un telefono móvil, es un conjunto de prácticas y apropiaciones sociales que van mucho más allá de ese simple 2. Otro ejemplo… un telefono móvil[telefono+batería]+cámara fotográfica no es igual a un simple teléfonomovilconcamara, con las prácticas de uso de ambos dispositivos. Por el contrario, se han creado (más bien emergen) nuevos patrones de uso, sustancialmente diferentes al uso de la telefonía móvil y al uso de las cámaras digitales.

Es decir, yo creo que si se diese lo que comenta Guzmán… sería un escenario apasionante, donde la privacidad sería una variable sin duda importante, pero también la [re]configuración del self/identidad, cambios en los patrones de comunicación emocional… y sobre todo… sería un paso más hacia la virtualización de las relaciones sociales, un elemento más a integrar en el “ambiente virtual de copresencia”, bla bla bla

Fernando Garrido 19 Enero 2006 - 11:31

Solo una cosa más… con respecto al intrusismo. Si os fijáis, ha habido un paso muy interesante en la comunicación instantánea, un paso desde el Chat hacia la Mensajería Instantanea, donde nadie puede hablar con nadie si no tiene su “nick” y si primero no le “aceptan”.

Es decir, existen mecanismos para evitar el “intrusismo” y estos mecanismos, cuando existen, son adoptados por los usuarios…

Y un último comentario… si recordáis los estudios sobre el paso desde la conexión a Internet por “minutos/horas” hacia conexiónes tipo “tarifa plana” (las primeras tarifas “plana” (onduladas) y luego el ADSL24h)… estos estudios ponían de manifiesto un cambio en la percepción y uso de la Red de los usuarios, un cambio que implicaba el paso de la red como algo externo (hay que conectarse) a integrar internet en la “everyday life”(Wellman), donde se está conectado de forma permanente. No era solo un cambio hacia “usar más la red” (que también), sino sobre todo “usar diferente la red”…

¿Podría pasar esto con el 3G?

Julián de Cabo 19 Enero 2006 - 13:19

No es más que otra opinión, Fernando, pero nunca he visto a 3G como cosa diferente de “Banda Ancha”, que es el concepto por el que todos apostamos. El éxito de 3G dependerá de que sea accesible en las mismas o parecidas condiciones a que nos hemos acostumbrado con la otra parte de la Banda Ancha.
El tema de la privacidad es importante en ambos casos, y depende de contextos de uso más que de tecnologías. Parte el aprendizaje para todos los usuarios que se involucran en una comunidad es definir donde/cuando/con quien soy yo directamente o uso un “yo encubierto”.
O eso creo 🙂

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar