7
Mar

El riesgo de Vista

Escrito el 7 Marzo 2007 por Julian de Cabo en Software

La tradición no escrita dicta que cada nueva entrega de un sistema operativo de Microsoft viene envuelta en polémica. Unas veces se trata del incumplimiento de plazos, otra de la tecnología empleada, otra por la política de licencias. Es un poco igual; lo que importa es que se termina por abrir una discusión que nunca supe si contribuye o no al mejor conocimiento de la nueva criatura. Aun recuerdo aquel verano en que un periódico nacional hablaba de la característica “enchufar y jugar” de Windows 95. El becario al servicio de la comunicación.

Retomo el hilo, que me pierdo. A lo que iba hoy es a que ni tengo la sensación de que esta entrega esté siendo tan comentada en prensa general, ni oigo demasiadas conversaciones entre personas relacionadas con el sector, ni veo entusiasmo en nadie. Y sin embargo sí leo comentarios de personas que llevan meses probando la combinación Windows Vista-Office 2007 y que siguen sin estar cómodas. Esto me recuerda mi particular calvario con las animaciones de Power Point 2.003, que me trajeron tan loco que tuve que reinstalarme en casa una versión anterior para poder ser productivo mientras pasaba mi particular travesía del desierto.

Sin ánimo de ponerme al frente de ninguna manifestación, en mi caso la combinación de algunas características de este cambio, junto a la proliferación de servicios en Internet y lo atractivo de los nuevos Apple basados en Intel están haciendo que me plantee que la siguiente máquina que entre en casa sea un Apple Mini.

He dado una oportunidad a Linux desde hace tres años y mi conclusión es que lo dejo en el servidor y en alguna otra máquina específica, pero que no me resulta cómodo como sistema de escritorio. Lo he tenido en paralelo con una máquina XP y terminaba yendo a ésta a la menor excusa. Así que en cuanto haya una buena oportunidad, veremos qué da de sí el mundo del señor Jobs.

Y tu, querido lector … ¿hasta donde piensas llegar hoy?

Comentarios

Miguel Caballero 7 Marzo 2007 - 09:24

La verdad es que se respira bastante apatía en torno a Vista. Como cada vez somos todos más “perros viejos” y conocemos más en profundidad -y en 1ª persona- qué significa la palabra VULNERABILIDAD, acatamos aquello de Santa Rita…

Estamos en lo de siempre: ¿Para qué un nuevo SO si, para lo que hago, con lo que tengo, voy sobrado? Una cosa q he aprendido con el tiempo es que 1º va el servicio y luego la tecnología. Que siempre se piensa en innovar en producto cuando la realidad es que no hay servicios que los acompañen. Creo que es precisamente por esto por lo que todo lo de Vista va en la misma línea que aquella foto rimbombante de todos sonriendo en taburetes en la presentación del SO, que aquello parecía un funeral… Como usuario me aporta muy poco.

Respecto a Linux, pienso que hay mucha gente que le tiene miedo. Linux todavía suena muy friki y generalmente, si a todos nos sacan de nuestro entorno conocido, nos ponemos nerviosos. Por eso los amigos de Redmond tienen, entre otras cosas, muchos años de ventaja.

Miguel 8 Marzo 2007 - 10:20

Pues parece que aquí no va a haber contraste. Tengo la misma percepción que vosotros.
Solo destacar que creo que en servidores, aunque lleva tiempo habiéndolo, se va a acelerar el “corrimiento” hacía linux.

Diego Rodríguez 8 Marzo 2007 - 12:46

Efectivamente Vista no está impresionando a nadie por una cosa muy sencilla “lo que me ofrece Vista lo puedo hacer con XP y software de terceros”.

Sin embargo los de Redmon han estado “espabilaos”, y sabiendo de esta situación han planeado una estrategia que se puso en marcha hace ya bastantes meses. La estrategia no es otra que meter Vista en los PCs nuevos para ir formando usuarios. Por eso apoyaron tanto la creación de la ley que obliga a vender los PCs con un sistema operativo.

Quizás con la gente que domina el tema puedan tener un mayor riesgo de no-migración, sin embargo con el usuario de “a pie”, desde mi punto de vista, tienen la batalla ganada, ya que dudo mucho que este usuario, al comprar su nuevo ordenador, no elija tener instalado Vista, que es lo último y les va a valer muchos años. Y una vez tengan todo el mercado doméstico con Vista, no quedará más remedio que ponerlo en las oficinas para reducir el shock-adaptativo a una nueva tecnología.
En un par de ocasiones he comentado este tema en mi blog:

http://diegorh.blogspot.com/2006/10/windows-vista.html

http://diegorh.blogspot.com/2007/02/windows-vista-soy-usuario-lo-necesito.html

Guzmán 8 Marzo 2007 - 17:26

Microsoft fue muy hábil en el lanzamiento de XP: una de las razones principales (posiblemente la mayor) que argumentaban para migrar desde Windows anteriores fue el soporte nativo de USB (increíble y bochornoso movimiento táctico) y la integración (ya era hora) del kernel de NT en la gama de consumo.

Desde esta perspectiva se entiende que detrás de la gran campaña de marketing que se realizó en su día existieran argumentos tangibles en los que apoyarse.

Creo que el caso de Vista es bien distinto. Como ya hemos comentado en otros post, Vista no aporta nada revolucionario, ni siquiera nada medianamente destacable a nivel evolutivo. La prueba está en que piedra angular del posicionamiento de Vista, la nueva interfaz de usuario, no supone nada realmente nuevo que no pudiera tener un usuario de XP con ciertas aplicaciones shareware en su equipo.

Por otro lado, como comenta Diego, Microsoft es conocedora de esta situación y sabe que mientras mantenga el monopolio de los S.O. en los ordenadores OEM su producto será un éxito comercial.

Ahora bien, está por ver si esta estrategia sea sostenible a medio/largo plazo: Internet (y la democratización del ancho de banda) presenta una larga sombra amenazante sobre el propio concepto de Sistema Operativo. Desde luego, como el sustituto de Vista tarde lo que ha tardado éste en sustituir a XP, albergo muy serias dudas sobre su futura hegemonía en el mercado.

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar