14
Sep

Comunidades y creación de contenidos

Escrito el 14 Septiembre 2005 por Julian de Cabo en Comunidades / Communities

La aparición de formatos alternativos a los tradicionales “estándares” es uno de los retos a los que se enfrenta la industria de los contenidos, tal como comentaba Salvador en su interesante post de ayer. Pero ni es el único, ni tal vez el más interesante en el largo plazo.

Al fin y a la postre, un formato estándar es un elemento que cobra importancia en uno de los momentos finales del proceso creativo, como es la distribución. Antes de llegar a necesitar de tales formatos, el camino a recorrer es largo, y casi en cada paso que recorramos encontraremos nuevos retos provocados por la aparición de nuevas tecnologías.

De una idea no muy lejana a esta surgió allá por 1.995 la famosa Cadena de Valor Virtual del artículo de Rayport y Sviokla que ha sido una de las bases filosóficas de la revolución de Internet.

Pero incluso la Cadena de Valor Virtual queda un paso por delante del objeto de la reflexión de hoy, dado que las actividades de gestión de información que contempla, son las que cubren el ciclo existente entre la recopilación y la distribución de la información, obviando una fase previa de producción o creación, que no se considera.

Dicho de otro modo: puede que la industria de los contenidos tenga un reto en el campo de los formatos de distribución para aquellos contenidos que son “suyos”, pero no menores son los que se le plantean en el área de la creación misma, que es donde debería estar su aportación de valor real.

Tomemos como ejemplo (por salir de la música, que cansa un poco) el mismo que Salvador usa: el cine. En su fase de distribución hemos asistido en tiempos recientes al espectáculo proporcionado por Formatos como DivX que han demostrado una eficiencia mucho mayor que los industriales. Pero si nos vamos un poco más atrás en la cadena virtual y examinamos fases como la recopilación u organización de información, vale la pena comparar las iniciativas de la industria tradicional con lo que está pasando en sitios como www.divxclasico.com, donde podremos encontrar un apartado como el de filmografías en el cual hallaremos no menos de 300 filmografías ordenadas por actores, directores, temáticas … todo ello con una calidad que no deja de impactarme cada vez que la consulto.

Pero lo que confieso que me tiene aún más perplejo en los últimos tiempos es lo que cuento como final. El caso de “Star Wars Revelations”, película hecha por aficionados en cuya portada de web puede leerse un americanísimo disclaimer que afirma que “Revelations is a non-profit film being made for private use, and is not intended for sales of any sort. No money is being made from this film, and no one was paid to make it. Star Wars is a registered trademark of LucasFilm LTD. Panic Struck Productions copyright”.

Por lo que he podido averiguar, el equipo de 200 aficionados que hizo la película aprovechó la posibilidad que George Lucas brinda de construir historias con sus personajes siempre que se trate de proyectos sin ánimo de lucro. Se aprovecharon de ello y de las potentes capacidades que la tecnología informática e Internet ponen en manos de cualquiera que sepa aprovecharlas. Y el resultado fue una película donde la calidad de los efectos especiales es perfectamente comparable a la de las primeras entregas de la saga “oficial”.

Para que no falte de nada, la distribución se hace en formato DivX sobre redes peer to peer. Todo 100% legal y sin problemas.

La pregunta que me queda después de todo esto no es sencilla, como tampoco creo que lo sea la respuesta. La pregunta es: ¿debería estar tranquila la industria de creación de contenidos pensando en que el control del talento quita importancia al control de los estándares?.

La respuesta, como dijo Dylan, está flotando en el viento.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Dejar un Comentario

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar